Turquía habla de genocidio en Xinjiang-Turquestán Oriental

"Prácticamente un genocidio". Así ha calificado el primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, la represión contra los uigures de Xinjiang. "No hay otra palabra para calificar un hecho en el que cientos de personas fueron asesinadas y más de mil resultaron heridas", según estimó el viernes, cuando llegó a utilizar la palabra soykirim, vetada en Ankara para calificar el genocidio armenio de 1915. Debido a razones culturales, lingüísticas y religiosas, Turquía mantiene fuertes lazos con los uigures. De ahí que haya pedido un boicot comercial a China y desee llevar la crisis uigur al Consejo de Seguridad, lo que no sucederá debido al veto de Pekín. Las manifestaciones antichinas se han sucedido en varias ciudades turcas. Erdogan, que ha ofrecido un visado a Rebiya Kadeer, la líder uigur exiliada en EE. UU., aseguró ayer que "ninguna nación o sociedad puede llegar a ser estable masacrando a personas".

12-VII-09, R. Ginés, lavanguardia