RADICAL
¿haces política?...
¿o te la hacen?
radicalparty

la viuda del Nobel de la Paz chino Liu Xiaobo, dispuesta a morir

  • Pekín mantiene a la disidente en arresto domiciliario desde el 2010 sin cargos

Liu Xia, la viuda del premio Nobel de la Paz chino, disidente y escritor Liu Xiaobo, ha anunciado su determinación de dejarse morir en su domicilio como último acto de protesta contra las autoridades de Pekín, si la mantienen en arresto domiciliario y le impiden abandonar China. Las autoridades del gigante asiático subrayaron ayer que la poetisa es una ciudadana china y que los organismos pertinentes gestionan este asunto según las leyes del país.

El estado de ánimo de Liu Xia ha salido a la luz después de que el escritor chino Liao Yiwu, que vive exiliado en Berlín, decidiera revelar el miércoles la fuerte depresión que atraviesa la poetisa ante el temor de que decida quitarse la vida por la falta de voluntad de Pekín de permitirle viajar a otro país. Liao reveló esta situación en una carta abierta en Chinachange.org, un blog donde los disidentes chinos publican sus ensayos, en la que exponía el pesimismo de Liu Xia.

“Ahora, no tengo nada que temer. Si no puedo irme, moriré en casa. Xiaobo ya se fue y ya no hay nada en este mundo para mí. Morir es más fácil que vivir. No hay nada más sencillo para mí que protestar con la muerte”, dijo la viuda de Liu Xiaobo a su amigo Liao Yiwu por telefono, según la conversación que transcribió.

Junto con este texto, el escritor añadió una grabación de audio de una conversación que mantuvo con Liu Xia el 8 de abril, en la que entre sollozos, le contaba que ya no tenía razones para vivir.

Liu Xia, viuda del premio Nobel de la Paz Liu Xiaobo, en julio del 2017 Liu Xia, viuda del premio Nobel de la Paz Liu Xiaobo, en julio del 2017 (AP)

La desesperación de esta artista de 57 años se explica porque el régimen comunista la mantiene en arresto domiciliario, sin cargo alguno, desde el 2010. Ese año la confinaron en su casa como reacción a la concesión del premio Nobel de la Paz a su esposo Liu Xiaobo. Un galardón que este escritor y disidente no pudo recoger porque cumplía una condena de once años de cárcel, tras ser condenado el día de Navidad del 2009 por ser coautor de un documento llamado Carta 08, que pedía reformas políticas en China.

Desde entonces, apenas pudo visitar a su esposo. Pekín les permitió reunirse en julio del año pasado en un hospital de Liaoning, donde ingresaron a Liu ­Xiaobo, aquejado de cáncer de hígado en fase terminal, diagnosticado tardíamente en la cárcel. El disidente, de 61 años, murió el 13 de julio del 2017, convirtiendose así en el primer ganador del Nobel de la Paz que fallecía en custodia desde el pacifista alemán Carl Von Ossietzky, en 1938.

Tras los funerales, el régimen comunista trasladó a Liu Xia a la provincia de Yunnan y luego la devolvió a su casa de Pekín. ­Desde entonces permanece aislada y toma medicamentos para la depresión, según sus allegados.

Tras la muerte de Liu Xiaobo, varios países europeos y EE.UU. reclamaron a Pekín su puesta en libertad. Las autoridades chinas han prometido varias veces que le permitirían salir del país, pero todo sigue bloqueado. Liu Xia dice tener las maletas a punto, pero también expresa que ha perdido la fe y las ganas de vivir.

Ayer, la portavoz de Exteriores, Hua Chunying, dijo desconocer si había novedades acerca de la posibilidad de que Liu pueda salir del país, pero precisó que era una ciudadana china y que las autoridades “manejarán el asunto de acuerdo con la ley”.

, Hong Kong. Corresponsal
04/05/2018 - lavanguardia